Herramienta de accesibilidad para
personas con discapacidad
Portal de Accesso

Inaugura el STC libro club en el museo túnel de la ciencia y distribuye antología Para Leer de Boleto en el metro

Publicado el 14 Diciembre 2014
14diclibroclubml01.jpg
14diclibroclubml02.jpg
14diclibroclubml04.jpg
14diclibroclubml05.jpg

STC/155/2014

• Además, se repartieron primeros 5 mil 900 ejemplares de la nueva antología del programa Para leer de Boleto en el Metro

• Los lectores son quienes hacen vivir a los libros y éstos ayudan a entender las diferencias, por eso han sido prohibidos: Mónica Lavín

El Sistema de Transporte Colectivo (STC) puso en funcionamiento el Libro Club “Mónica Lavín”, ubicado en el Museo Túnel de la Ciencia de la estación de correspondencia La Raza, con un acervo de más de dos mil obras de diversos temas y comenzó la distribución de la primera antología, correspondiente a la segunda temporada del programa Para leer de boleto en el Metro, cuyo tiraje es de 250 mil ejemplares.

El Museo Túnel de la Ciencia tiene 26 años de aportar conocimientos científicos a los Metronautas. En este espacio, durante este año se han impartido 788 talleres y 191 conferencias con un aforo de más de 30 mil personas; se han realizado 99 exposiciones y la biblioteca fue visitada por cerca de 4 mil lectores, antes de convertirse en Libro Club.

Durante la inauguración del Libro Club, el primero en las instalaciones del Metro, la escritora Mónica Lavín afirmó sentirse emocionada de “llegar a un espacio donde hay libros, que lleven mi nombre y que esté en las entrañas de la Ciudad de México, en este Metro que ha acompañado mi vida dentro de esta Ciudad. Soy chilanga de hueso colorado y amo a esta Ciudad tan complicada, tan hermosa”.

Lavín destacó que en materia literaria, quienes realmente tienen el Poder son los lectores, pues son quienes hacen vivir los libros, ya que éstos pueden estar en algún espacio, pero si no hay alguien que los tome en sus manos o en una pantalla y se involucre emocional, intelectual, afectiva y sensorialmente con aquellas palabras, los libros no existen. Sólo tienen vida mientras son leídos.

Los libros, enfatizó, multiplican la experiencia de vida de los lectores, aumentan el disfrute de la vida y entendimiento de la diferencia, muestran como hay muchas maneras de mirar el mundo. Por eso han sido prohibidos. Los libros, agregó, dan posibilidad de hablar con los muertos, con Cervantes, con Juan Rulfo, con Rosario Castellanos y transportarse a otros horizontes.

A su vez, la promotora cultural e impulsora del programa Para leer de boleto en el Metro, Paloma Sainz Tejero, destacó la disposición de las autoridades del Sistema de Transporte Colectivo para reanudar este programa y poner en circulación en la Línea 3 la primera antología de su segunda temporada.

Iniciar la distribución de esta antología, agregó Paloma Sainz, significa volver a tener la oportunidad de que todos los usuarios del Metro tengan la posibilidad de disfrutar de la lectura, de “enviciarse” de ella, pues se trata de una actividad que cambia a la gente y abre muchos espacios.

En esta ocasión, agregó, la antología está compuesta por obras de Oscar de la Borbolla, Juan Gelman, Francisco Haghenbeck, Mónica Lavín, Vicente Leñero, Angeles Mastretta, Thelma Nava, José Emilio Pacheco, Elena Poniatowska, José Agustín y Paco Ignacio Taibo II.

El Subdirector General de Administración y Finanzas del STC, José Alfonso Suárez del Real, dijo que la cultura es la antítesis de la violencia. La literatura, enfatizó, es una forma de generar caminos de tolerancia y de encuentros.

Indicó que el Museo Túnel de la Ciencia, ahora reforzado con el Libro Club, es un recinto que apoya significativamente la actividad cultural en el Sistema de Transporte Colectivo y se encuentra más al paso de miles de usuarios por la correspondencia entre las Líneas 3 y 5 que confluyen en la Raza.

En la ceremonia también estuvieron presentes la responsable de Apoyo Editorial, Mariana Palerm, y de Fomento a la Lectura, Gerardo Amancio, ambos de la Secretaría de Cultura del Distrito Federal; así como la Gerente de Atención al Usuario del DTC, Gabriela Loya Minero.

MÓNICA LAVÍN

La novelista, cuentista y ensayista Mónica Lavín nació en la Ciudad de México en 1955, pertenece al Sistema Nacional de Creadores y además ha sido editora, guionista, conductora de radio (Recibió el Premio del Club de Periodistas por el programa Muy interesante). De 2001 a 2008 fue maestra de la Escuela de Escritores de SOGEM de 2001 a 2008 y actualmente es profesora investigadora de la Universidad Autónoma de la Ciudad de México en la Academia de Creación Literaria.

Recibió el Premio Nacional de Literatura Gilberto Owen en 1996 por su cuento Ruby Tuesday no ha muerto; también obtuvo Premio Iberoamericano de Novela Elena Poniatowska 2010 por su novela Yo, la peor (Grijalbo, 2009); además, le fue otorgado el Premio Narrativa de Colima para obra publicada en el 2001, por su novela Café cortado.

Sus cuentos aparecen en antologías nacionales e internacionales (Italia, Canadá, Francia, Estados Unidos). Realizó una antología de cuento mexicano de autores nacidos en los cincuenta y sesenta que fue publicada por la editorial City Lights de San Francisco (Points of Departure).